Pequeña guía para ser feliz

Pequeña guía para ser feliz

¿Te cuesta ser feliz? ¿Crees que la felicidad solo existe en los cuentos de hadas? Si es así, te invito a seguir leyendo este artículo. Descubrirás que encontrar la felicidad está a tu alcance.

La felicidad es muy personal

Te aseguro que en algún momento te ha costado creer que puedes ser feliz. A todos nos ha ocurrido. Es una de las enseñanzas que nos da la vida. Te sientes tan mal de encontrar ciertos obstáculos que te pierdes de la felicidad. Y es que viene en distintas formas y tamaños. Creo que por eso se te dificulta verla.

La felicidad es tan personal y única que cuando la generalizas, se convierte en un sueño distante. Porque crees que todos son felices de la misma manera. Esto es totalmente falso y la persona que te diga que es verdad, te está mintiendo.

Te pondré un ejemplo: A ti te gusta ver series y películas, eres un fan de los comics y de la ciencia ficción. Excelente, eres feliz. Pero, te das cuenta que a tu mejor amigo le gusta leer literatura, escucha música clásica y adora la épica. ¿Él es infeliz?

A esa interrogante existen dos respuestas. Lastimosamente una es incorrecta, pero la otra es correcta. La primera es que si generalizas, obviamente la respuesta será que sí. ¿Cómo no puede hacerlo feliz lo mismo que a mí? Así que automáticamente lo tildas de infeliz. Esa persona no es plena porque no quiere lo mismo que yo. Así lo afirmas rotundamente.

Mientras que la segunda si comprendes la relación particular de la felicidad contigo, es que ¡No! No es infeliz, es muy feliz porque disfruta lo que hace, sabe qué le gusta y qué no. Y esa es una de las mejores de las sensaciones. No obstante, para ser feliz, el primer paso es que debes reconocer qué te quita la felicidad. Por esa razón, te daré una lista de 5 cosas que no te permiten ser feliz.

5 cosas que te impiden alcanzar la felicidad

1.    No vives en el presente.

El ahora es el único momento de certeza que tienes. ¿Para qué vas a empeñarte en mirar hacia el pasado o hacia el futuro? El pasado no se puede cambiar y el futuro no lo conoces. Entonces, si persistes en vivir en estos dos tiempos, menos en el presente, amigo mío, te informo que no serás feliz.

2.    Eres malagradecido.

La vida siempre te está regalando pequeños o grandes momentos junto a personas maravillosas, también tienes cosas que muchos no tienen. Pero tú te enfocas en los momentos negativos y en lo que no posees. ¿Por qué? Porque no agradeces lo que la vida te pone en frente.

3.    Te miras en el espejo del otro.

Basta ya de compararte. Como dije anteriormente, la felicidad es particular. Tú felicidad no es tener lo mismo que otro o ser igual a él.  Si continúas con las comparaciones, solo conseguirás ser infeliz.

4.    No sabes la diferencia entre lo que quieres y necesitas.

Es ley que lo que quieres no es necesariamente lo que necesitas y viceversa. Y es un error muy común. Te encaprichas con algo que generalmente solo te hace daño y no meditas las ventajas y desventajas. Solo lo quieres, porque sí. Y al no tener una razón sana para las cosas y las personas causa infelicidad.

5.    No existe para ti una lista de prioridades.

Esto está bastante relacionado con el punto número 4. Si no sabes qué quieres ni que necesites, no puedes hacer una lista de prioridades. Es decir, no tendrás un orden en tu vida para alcanzar tu interpretación de la felicidad.

5 consejos para tener una vida muy feliz

Ahora es el momento de empezar a ser feliz. Ya sabes que te impide serlo, por ello es hora de aplicar lo que voy a sugerirte a continuación. 5 puntos bastante sencillos y aquí te los presento.

1.    Antes de pedir, da las gracias.

Yo sé que por lógica pedimos y luego agradecemos. Sin embargo, primero debes agradecer todo lo que tienes y lo que no. Hay una buena razón para tener lo que tienes y no tener lo que quieres. Así que, da las gracias, aprecia lo que hay en tu vida. Ya verás que vendrán más cosas y mejores.

2.    Si vas a compararte, hazlo contigo mismo.

Si quieres medir tu progreso, tú eres la medida. Mírate unos años atrás y mírate ahora. Si notas que te acercas a alcanzar tus metas, continúa así. Lo lograrás. Sin embargo, ¿no notas progreso? Cambia algo. Estoy segura que al hacerlo, lograrás la felicidad que anhelas.

3.    Establece tus prioridades.

Una pequeña ayuda. Lo primero en la lista debes ser tú. Luego de eso, la lista es bastante particular. Siento que es algo que debe generalizarse en todas las listas de prioridades. Tú eres tu prioridad. Porque si estás bien, el mundo estará mejor.

4.    Haz del tiempo tu aliado.

Este punto necesita del anterior para poder realizarse.  Al tener completa tu lista, el tiempo será tu mejor amigo.  Tú sabes que no puedes manejar el tiempo a tu antojo. No obstante, puedes hacerlo tu aliado. Coloca rangos de tiempo accesibles sin llegar a ser excesivos con tus metas. Así estarás utilizando el tiempo de forma eficiente, sin necesidad de asfixiarte con él.

5.    Mira a tu alrededor.

La felicidad está mucho más cerca de lo que crees. Presta más atención a lo que te rodea. Las cosas que tienes, la gente que está cerca de ti. Verás que la felicidad está en lo que tienes.

Entonces, si notas que no eres feliz, debes reconocer que estás haciendo algunas de las cosas expresadas aquí. Luego de eso, empieza a implementar de a poco los consejos que te doy y verás cómo tu vida empieza a mejorar. Tú eres tu prioridad. Eres importante y mereces ser feliz. Tienes que empezar a creerlo desde ahora y para siempre. Hay demasiada razones para serlo. Encuentra las tuyas.

Cerrar menú